Para imitar

Va por más en su carrera

Iván Vlek: “Es la mejor decisión que tomé en mi vida”

En 2019, el marcador central formado en Liniers se fue a probar suerte a Estados Unidos y hoy sueña con un salto de calidad.

   Casi en silencio, sin hacer demasiado ruido, el defensor bahiense Iván Vlek desembarcó en Estados Unidos persiguiendo un doble sueño: formarse como persona y futbolista.

   El joven formado en Liniers y con paso por Olimpo, está muy cerca recibirse en administración, pero su sueño sigue siendo el mismo que de niño: vivir del fútbol.

   “A Estados Unidos llegué en agosto de 2019. Me contactó ‘Billy’ Gatti, ex DT de Sarmiento de Pigüé. Estuvo mucho tiempo acá, estudió y jugó. Incluso salió campeón en la segunda división. Y el contacto me lo hizo ‘Caco’ Salvi, a quien tuve en Olimpo cuando salimos campeones con la quinta división de AFA”.

   “Luego, ‘Billy’ me contactó y me dijo que estaba trayendo jugadores. Acá no importa si sos bueno, malo o regular porque para poder jugar tenés que estudiar. Y si estás dispuesto a estudiar, se te abre una puerta. La idea es que estén estudiando para que la adaptación sea un poco más fácil. Igualmente cuesta, pero al menos se hace más llevadero”, agregó.

   --Imagino que fue un camino sinuoso.

   --El tema de los papeles lleva su tiempo. Tener la visa, que te acepten en una universidad, etcétera, es bastante frustrante en algunos momentos. Incluso tuve que rendir algún examen de inglés.

   --Pero no te arrepentís. ¿O sí?

   --¡Nooo! Hoy te puedo decir que es la mejor decisión que tomé en mi vida. No me arrepiento en lo más mínimo.

   --Contame un poco de la Universidad Lincoln College.

   --El pueblo se llama Lincoln y está a tres horas de Chicago. Jugamos la Conferencia contra otras Universidades de Chicago, aunque tenemos una infraestructura y un presupuesto muy distinto al resto porque somos una Universidad de pueblo, de mil estudiantes contra universidades que tienen 10 o 20 mil.

   “Por ejemplo, en el invierno nuestro, acá nevó mucho, hizo mucho frío, con temperaturas de 30 grados bajo cero. No se puede entrenar afuera. Mientras nosotros practicamos en la cancha de básquet, el resto cuentan con estadios techados de césped sintético y no tienen problemas para entrenar”.

   --Igualmente, a veces esa condición te potencia más.

 --Tal cual. Seguro que está bueno para medirse y para seguir creciendo en el fútbol. Hay una buena vidriera. Se viaja 3 o 4 horas para jugar, pero es un lindo desafío y te motiva mucho.

Hicieron historia

   “Con el equipo nos fue muy bien. Clasificamos al torneo nacional de la división por primera vez en la historia de la Universidad. No pudimos llegar al final four, pero fue una campaña muy buena grupal e individual. Ojalá podamos repetirla e incluso mejorarla en el próximo semestre”, contó con lujos de detalles.

   “Ahora a estudiar para las últimas dos semanas de universidad. Después tendré tres meses de vacaciones en los que voy a trabajar y entrenarme muchísimo para la próxima temporada. En el corto plazo la idea es recibirme en diciembre y poder jugar profesional. Desde hace 10 años que sueño con eso y, si te soy sincero, no me veo trabajando en una empresa, al menos en los próximos años”, amplió.

   El color violeta se impone en el conjunto de Vlek, aunque a él mucho no lo convenza.

   “Por suerte, usamos una gris, menos mal ja,ja...”.

   Y dio más detalles...

  “El equipo de fútbol tiene 22 países distintos dentro del equipo. En el primer semestre había chicos de Brasil, Uruguay, Ecuador, etcétera. Y ahora hay de Perú, Malí, Nigeria. Italia, Inglaterra, Trinidad y Tobago. Un mini mundo en un equipo de fútbol”, relató.

   También dejó en claro que no es sencillo conforman un once competitivo.

   “El DT tiene que hacer reclutamiento permanentemente en distintos estados. Pero también es un tema de presupuesto. Si viene una Universidad con mayor presupuesto, te llevan a los mejores. De cualquier manera, hicimos un gran papel”.

   --¿No te probaron en otro puesto?

   --No puedo jugar en otra posición que no sea central. El entrenador me quiso poner de 9, pero le dije que no había chances y me le planté. Mi idea es conseguir algo y dedicarme al fútbol. Y qué mejor que en el puesto que lo se hacer.

Sufrió en la pandemia

   Iván volvió en mayo del año pasado a Bahía Blanca, pero no pudo disfrutar demasiado de los afectos.

    “Estuve de mayo a agosto 2020, que son las vacaciones en Estados Unido, pero fue todo un tema porque tenía pasaje para el 22 de abril y se canceló. Tuve que esperar un vuelo humanitario para entrar al país. Me avisaron de un día para el otro, tuve que agarrar las cosas y salir para Miami. Fue caótico. Mi Vieja me fue a buscar a Ezeiza. Todavía no se sabía tanto del virus”, recordó.

   “No fue lo que esperaba después de un año de pandemia. Pero al menos pude estar con mi familia, mis amigos y pasar mi cumple en Bahía”.

   También se mostró dolido por la chance que dejó pasar su querido Liniers para dar logra el ascenso de categoría.

    “Siempre estoy pendiente de Liniers. Incluso, tenía la sensación de que podía dar el salto de calidad al Federal A por lo corto que fue el torneo, pero no se dio. Ya sabemos cómo es el fútbol y, a veces, no alcanza con tener el mejor plantel”, dijo al respecto.

   --Se nota que te afectó esa situación.

   --Es que Liniers es todo para mí. Me siento muy identificado con el club y creo que lo que lo hace hermoso es la gente que hay dentro del club, más allá de lo grande que es a nivel Bahía Blanca. Además me enseñó de amor propio y sentido de pertenencia.

   --¿Y qué te dejó el paso por Olimpo?

   --Fue el club que me permitió conocer el mundo profesional y dimensionar todo lo que involucra estar en Primera de AFA. Me hizo entender qué me falta y cuánto esfuerzo requiere llegar a ese nivel.

   --¿Estás conectado con lo que pasa en nuestra ciudad?

   --De Bahía me mantengo al tanto de los casos más que nada, para saber que tan complicado está todo para mis familiares. Del país intento leer bastante y es lo que todos sabemos, incertidumbre, crisis y miedo. Todos los domingos miraba los resúmenes de la Liga de Sur para interiorizarme de todos los resultados. Y en cuanto a Liniers, siempre intento hablar con ex compañeros para estar al tanto de todo.

 Tira el centro y va a cabecear...

   “Me recibo a fin de año y quiero dedicarme al fútbol. Voy a hacer el curso de DT, formarme en todo lo que pueda para estar en el deporte porque no me veo trabajando en un banco o en una empresa. Hoy no, mañana no sé”, sostuvo el marcador central.

   “También hice un curso de dirección deportiva. Seguí mucho a Monchi, de Sevilla, y a Nico Burdisso, quien contó muchas cosas de su paso por Boca. Me interesó y en el futuro me gustaría hacerlo en un cuerpo técnico”, añadió.

   --¿Te ves viviendo mucho tiempo allá?

   --Lo único que pueda hacerme ir del país es que tenga una muy buena oferta desde lo futbolístico. Me tiene que servir en lo deportivo, económico. Mientras tanto, no tengo nada planeado a largo plazo. Si tengo la oportunidad de quedarme, lo haría. En diciembre habrá muchos cambios y que todo vaya para donde tenga que ir.

   --¿Cómo es estar en una banda?

   --El motivo por el que entré a la banda fue porque me dieron la beca. Todo suma. Me acuerdo que en Bahía aparecía con el saxo a los entrenamientos y Julio (Acosta) se sacaba fotos con el instrumento como si supiera tocarlo, ja, ja.

   --Paso a paso.

   --Tal cual. Es que el coronavirus me enseñó que no hay que planificar mucho porque al siguiente día no sabés que va a pasar.

A un toque

   1--¿Cuál fue el partido que más recordas? " Liniers-Rosario, la final de los playoff en 2018".

   2--¿El mejor gol? "Me quedo con uno a Colón de cabeza en la quinta de Olimpo".

   3--¿El gol que más gritaste? "Mi primer gol en el Federal B con Liniers. Fue contra Villalonga".

   4--¿Qué recordás del  debut en Primera? "Eramos todos jugadores de entre 18 y 20 años, en Olimpo. Recuerdo que no me pelaron porque éramos todos debutantes sin referentes ni gente grande. ja, ja...".

   5--¿El compañero que más te sorprendió? " Hay muchos: Julio Acosta, Ezequiel Miralles, Pampa Olivi y Lautaro Martínez".

   6--¿Qué rival te hubiese gustado tener de compañero? "Brian Scalco".

   7--¿Hincha de? "Boca Juniors".

   8--¿Te hubiese gustado jugar en? "En Boca Juniors, sin dudas".

   9--¿Quiénes son tus ídolos? " Por posición, Sergio ramos. En la historia, Maradona".

   10--¿Cómo vivís el fútbol? " Lo vivo como lo único que me llena por completo".

   11--¿La peor patada que pegaste? " A Sanhueza en un Liniers-Rosario. Hubo un error de cálculo y termine con los tapones en su espalda".

   12--¿Qué preferís. Marcar un gol o mantener la valle en cero?  " Arco en cero siempre".

   13--En un asado, ¿a qué tres personajes invitarías?  "Cóppola, el 'Turco' García y Bilardo".

   14-- ¿Cómo es un día tuyo? "De 8 a 13 clases, kinesiólogo, gimnasio y entrenamiento a la tarde. Estudio de 19 a 22".

Fuente: La Nueva.


    © Copyright D5 2021